POR QUÉ SE QUEDA (MÁS) RETRASADO EL PSOE

José Félix Tezanos

Revista Temas 181 – Geografía del hambre – Diciembre 2009, pgs. 5-6

 

Algunas personas están sorprendidas por el curso de las tendencias electorales en España, sobre todo en relación a muchas de las cosas que se están viendo en la arena política. Hay quienes no pueden entender cómo es posible que el PP mantenga ventaja sobre el PSOE en las encuestas a pesar de todo lo que les está cayendo encima. No se trata solamente de escándalos como el caso Gürtel, cuyas ramificaciones están aún por ver, o de otros focos de corrupción que no por menos llamativos dejan de ser menos preocupantes y erosivos, sino que además está un problema político muy serio que tiene una doble vertiente: por un lado, la forma en la que algunos líderes han reaccionado ante la persecución legal de tales corrupciones (negándolo todo, acusando a los acusadores, poniendo en cuestión a jueces y policías, etc.) y, por otro lado, está el barullo político en el que ha estado metido Rajoy y buena parte de la cúpula directiva del PP, con reacciones encontradas, negativas a comparecer públicamente, enconamientos con los periodistas, confusiones orquestadas, zancadillas internas y cuestionamientos permanentes del liderazgo de Rajoy, en los que destaca la señora Aguirre como la más conspicua generadora de problemas internos, a veces debido a pretensiones de control que la opinión pública percibe como un tanto sospechosas, especialmente en su obsesión machacona por tener bajo su control directo a una institución financiera tan importante como Caja Madrid (¿para qué quería Aguirre tal grado de control?).

Ver artículo completo en pdf