El principal reto de los países latinoamericanos consiste en reconstruir un espacio efectivo de coordinación que les permita enfrentarse a las cuatro principales amenazas que afronta la región: el cambio climático, las desigualdades sociales, la corrupción y la regresión autoritaria.

Ver artículo completo