La sociedad española, al igual que otras de su entorno, está experimentando intensos cambios culturales y socio-políticos que requieren analizar el papel de los liderazgos. Papel que puede verse acentuado debido a los cambios que están experimentando los electorados, en el sentido de una mayor volatilidad y tardabilidad (retardo) en los procesos de toma de decisiones.

Ver artículo completo